Skip to main content

Posicionamiento de marca definición: hoy día el mercado está saturado de marcas, por eso el objetivo del marketing se dirige a generar un vínculo intenso entre el consumidor y la marca.

Las marcas se han convertido en el punto central de los esfuerzos de marketing de muchas empresas y se consideran una fuente de poder de mercado, de apalancamiento competitivo y de mayores beneficios, frente a los competidores.

Hoy, en WSC Design vamos a contarte todo lo que necesitas saber sobre el posicionamiento de marca y para qué sirve.

Definición de posicionamiento de marca

El posicionamiento de marca es el espacio que la propia marca ocupa en la mente de los consumidores. Es decir, es cómo perciben y lo que esperan de ella, y lo que en general representa y la distingue de sus competidores.

Los profesionales del marketing se esfuerzan en hacer que su marca sea clara y comprensible, para conseguir que los clientes se acuerden de ella. A través del posicionamiento de marca, presentan a la marca como cercana y atractiva, sin caer en exageraciones que la hagan poco creíble, de manera que los consumidores crean una estrecha relación con ella, lo que hace que la prefieran por encima de las demás.

Definición de posicionamiento de marca: objetivos del emplazamiento de marca

El objetivo del emplazamiento de marca, como uno de los principales aspectos de las estrategias de branding, es aumentar el conocimiento del consumidor y crear un impacto positivo en la preferencia y la intención de compra del mismo.

Un posicionamiento claro y bien hecho consigue que los consumidores interioricen la imagen de marca, lo que permitirá a la marca diferenciarse de sus competidores. Se pueden destacar 6 objetivos básicos del emplazamiento de marca:

  • Aumentar el conocimiento de la marca.
  • Que se recuerde fácilmente.
  • Provocar un aumento de la intención de compra.
  • Producir un aumento de las consultas sobre la marca.
  • Desarrollar una imagen positiva de la marca.
  • Conseguir lealtad hacia la marca.

Cómo hacer un buen desarrollo del posicionamiento de marca

Tener una marca no solo consiste en tener un logo, un slogan, o una manera de hacer las cosas. La marca se define así misma a través de cómo es percibida por las personas, por cómo se relacionan con ella y con los productos o servicios. Todo negocio posee una marca, por lo que lo más inteligente es hacer uso de ella para conseguir las mayores ventajas.

No hay que esperar a que la marca se posicione de forma natural en el mercado y en la mente de los consumidores. Gracias a la herramienta que supone el posicionamiento de marca, se puede lograr una fuerte identidad e imagen de marca, desde el momento en que este se introduce en el mercado.

Cómo definir tu posicionamiento de marca

A la hora de implementar una estrategia de posicionamiento de marca tendrás que tener en cuenta una serie de condiciones, que deberías cumplir. Como que el posicionamiento debe mostrar un beneficio de verdad para el consumidor; que sea un elemento diferenciador de la competencia; y ser coherente con la empresa.

Los pasos a seguir para conseguir un posicionamiento de marca claro y beneficioso son:

  1. Define el perfil del público objetivo: ten claro el tipo de cliente al que te vas a dirigir. Investiga a tu audiencia a través de cuestionarios, o analizando las redes sociales para tener una visión más amplia de los gustos y preferencias de los potenciales clientes. Prueba cualquier medio que te permita encontrar patrones de compra.
  2. Define las características y beneficios que se ofrecerán: ten muy claras las características de tu producto o servicio, con sus fortalezas y debilidades, para poder presentarlo de forma creíble a tus clientes potenciales. Hazles entender a tus consumidores que tu marca puede darle tanto beneficios prácticos (lo que verdaderamente consiguen) como emocionales (cómo les hace sentir el consumo de tu marca).
  3. Plasma la información en un gráfico: junto con los datos anteriores, y estudiando a la competencia, puedes saber dónde posicionar tu marca para obtener los mayores beneficios. Gracias al posicionamiento perceptual, que se realiza tomando como referencia a los competidores, lograrás averiguar qué percepción tienen tus clientes sobre tus productos o servicios, y sabrás en qué trabajar para posicionarte:
    • Por precio: presenta a tu marca como la más económica.
    • Por ventaja: define tus productos o servicios como los mejores y más prácticos.
    • Por diferencia: haz que te perciban como la mejor opción, por encima del resto.
  4. Define tu posicionamiento de marca: ya dispones de toda la información necesaria para crear una propuesta única de venta en el mercado, a través de una idea que defina tu posicionamiento. Busca siempre presentar tu marca de manera simple y clara, e intenta establecerse en la mente de los consumidores antes que tus competidores.

Podemos concluir que el emplazamiento de marca te ofrece una herramienta promocional que puede resultar muy poderosa para influir en los consumidores, en términos de recuerdo y reconocimiento de la marca.

Abrir chat

Esta web utiliza cookies para ofrecer una mejor experiencia de navegación. Si continúas navegando consideraremos que aceptas su uso. Más información.

Configuración de cookies

A continuación puedes elegir qué tipo de cookies permites en esta página web. Haz clic en el botón "Guardar configuración de cookies" para aplicar tu elección.

FuncionalesNuestra página web utiliza cookies funcionales. Estas cookies son necesarias para que funcione correctamente.

AnalíticasNuestra página web utiliza cookies analíticas para poder analizar patrones de visita de usuarios y mejorar así la usabilidad del sitio.

Redes socialesNuestra página web utiliza cookies de redes sociales para mostrarte contenidos de terceros como Youtube y Facebook. Estas cookies pueden rastrear tus datos personales.

PublicitariasNuestra página web utiliza cookies de publicidad para mostrarte anuncios de terceros basados en tus intereses. Estas cookies pueden rastrear tus datos personales.

OtrasNuestra página web utiliza cookies de otros servicios de terceros que no son analíticos, de medios sociales o de publicidad.